Hablar de la historia de la Zona Nororiental de Medellín, a 100 años de su nacimiento, implica rememorar los actos festivos que hicieron parte de las agendas comunitarias, y que permitieron mantener vivo el territorio aún en medio de las adversidades que imponía la época.

Las Semanas por la Paz, la Vida y el Desarrollo fueron una iniciativa desarrollada en la década de los 90, que buscó fortalecer el tejido organizativo, social y comunitario roto por las espirales de violencia que afectaban los barrios y territorios de Medellín, y en especial de la Zona Nororiental. El epicentro de estas Semanas fue el barrio Villa Guadalupe, pero las actividades tuvieron lugar en diferentes barrios, escuelas, y en particular en los territorios más asolados por la violencia.

Este acto reunió niños, niñas, jóvenes, mujeres, organizaciones vecinales, Juntas de Acción Comunal, organizaciones de base, venteros y venteras ambulantes, comunidades religiosas, y un sinnúmero de instituciones, lo que permitió la integración y fortalecimiento de las organizaciones de la zona, así como el reconocimiento mutuo a partir de la solidaridad y la identidad popular.

Compártenos tu opinión